Ciudades del futuro

Telecomunicaciones y agricultura: valor agregado vía 5G, inteligencia artificial y la nube – Bahía César

La empresa Huawei anunció que unirá esfuerzos con organizaciones internacionales y socios locales para promover la aplicación industrial y la popularización de la cooperación en inteligencia artificial (IA) en América latina y el Caribe, y seleccionará pilotos de innovación conjunta en el campo de la agricultura para ayudar al desarrollo digital agrícola en la región. El anuncio fue realizado el 29 de febrero en una «mesa redonda de agricultura inteligente», celebrada en el marco de la edición 2024 del Mobile World Congress (MWC) en la ciudad catalana de Barcelona, en la que participé. Huawei indicó que explorará la cooperación con la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (UNIDO) y otras entidades, lo que promoverá la innovación y la aplicación de la IA en el sector agrícola en América latina y el Caribe. También facilitará el desarrollo digital de la agricultura en la región. La UNIDO y Huawei formaron en julio, junto a otras empresas, la Alianza Mundial para la Inteligencia Artificial en la Industria y la Fabricación, cuyo objetivo es proporcionar una colaboración global, compartir conocimientos y mostrar el desarrollo de la IA como una plataforma de mejores prácticas. Farrukh Alimdjanov, oficial de desarrollo industrial de la UNIDO, señaló durante la actividad que la conectividad móvil y la innovación industrial se unen. También señaló que las tecnologías de telefonía móvil de quinta generación (5G), combinadas con la IA y los servidores de acceso remoto (computación en la nube, en la jerga informática) crean mucho valor para sectores como la industria y la agricultura, con mejoras significativas en la eficiencia y la calidad del trabajo, y una seguridad mejorada. La aplicación de la IA en la agricultura tiene un gran potencial para abordar con eficacia retos como la productividad baja y la reducción de la mano de obra. Nigel Davy, director general ejecutivo de Innovative Energy Company Limited de Jamaica, consideró en la mesa que la descarbonización es un método y un objetivo importante para el futuro de la producción agrícola. Davy compartió las últimas prácticas del proyecto de desarrollo agrícola del valle de Essex en Jamaica, que aplica sistemas inteligentes de generación de energía fotovoltaica para maximizar la generación de energía dentro del terreno disponible. Según Davy, se espera que el proyecto ahorre al menos el 30% del consumo de electricidad por estación y año, resolviendo los problemas de suministro eléctrico insuficiente para el riego agrícola y los elevados costes de la electricidad en la región, y mejorando significativamente la eficiencia de la producción agrícola. Vinicius Caram, superintendente de recursos de concesión y provisión de la Agencia Nacional de Telecomunicaciones de Brasil (Anatel), afirmó que la integración profunda de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y la agricultura permitirá a esta entrar rápidamente en la era digital y promover con eficacia la agricultura inteligente y el desarrollo de la economía digital agrícola. Destacó que la inteligencia artificial desempeñará un papel decisivo en el futuro de la producción agrícola en Brasil, pero el desarrollo de la producción agrícola requiere la innovación sinérgica de diferentes industrias y la combinación de tecnologías emergentes como la Internet de las cosas (IoT, sigla en inglés), la computación en la nube y la IA. Atilio Rulli, vicepresidente de relaciones públicas de Huawei para América latina y el Caribe, señaló que la conectividad es el primer paso para lograr la transformación digital y la actualización de la industria. La nueva generación de tecnologías digitales representadas por IoT, computación en la nube e inteligencia artificial aceleran su implementación y convergencia, permitiendo la transformación digital de diversas industrias. Casos de aplicación de las TIC en la agricultura En la mesa se explicó que en Jamaica se utilizan drones con sensores que pueden identificar posibles plagas y enfermedades en los cultivos. El dispositivo analiza las hojas de los cultivos para determinar si hay algún cambio de color y comparar automáticamente con una base de datos. Si se determina que la planta tiene una enfermedad o plaga, el dron puede aplicar el medicamento en un área pequeña. Se pueden programar robots para reconocer las hierbas malas y eliminarlas, así como para fertilizar la tierra automáticamente y recopilar datos del suelo. Los productores pueden utilizar sistemas inteligentes que verifican las condiciones del suelo y analizan la cantidad de agua que se debe utilizar para regar cada área de la propiedad. El uso racional del agua es una gran preocupación para una agricultura sostenible. El uso de la telemetría permite gestionar la cantidad de combustible utilizado por los tractores y otros vehículos y analizar las rotaciones del motor, por ejemplo. Con estos datos, se pueden tomar decisiones más acertadas. A continuación, una galería de fotografías propias de este caso: En el caso de Brasil, hay incentivos desde el Estado para implementar la IoT. Por ejemplo, la Ley 14108/2020 estableció la exención de impuestos y contribuciones a los dispositivos máquina a máquina. La Anatel estableció valores de itinerancia que están orientados a bajar los costos para las comunicaciones máquina a máquina y la IoT. En la mesa participó Mauricio Carvalho, director comercial de ventas del operador Claro en Brasil, quien destacó las oportunidades de negocio que tienen las operadoras de telecomunicaciones en la agricultura. Si te gustó o sirvió algo que publiqué, te ofrezco dos alternativas para agradecer y permitir la continuidad de mi trabajo en Bahía César, haciendo clic sobre ellas: Introduce tu correo electrónico para suscribirte a Bahía César y recibir avisos de nuevas notas.

This content was originally published here.

EL 2 DE JUNIO DEL 2024 VOTA PARA MANTENER

TU LIBERTAD, LA DEMOCRACIA Y EL RESPETO A LA CONSTITUCIÓN.

VOTA POR XÓCHITL