Turismo

Boeing pide suspender los vuelos de algunos aviones del modelo 777 | Transporte y Turismo

Boeing ha recomendado suspender las operaciones de los 69 aviones del modelo 777 en servicio y de los 59 en almacenamiento con motores del modelo Pratt & Whitney tras el incidente de uno de ellos en pleno vuelo el pasado sábado.

“Boeing está inspeccionando el incidente relacionado con el vuelo 328 de United Airlines. Si bien la investigación (de las autoridades) está en curso, recomendamos suspender las operaciones de los 69 aviones 777 en servicio y de los 59 en almacenamiento con motores Pratt & Whitney 4000-112 hasta que la Administración Federal de Aviación (FAA en sus siglas inglesas) identifique el protocolo de inspección apropiado”, señala la compañía aeronáutica en un comunicado difundido hoy a primera hora.

“Boeing apoya la decisión tomada este domingo por la Oficina de Aviación Civil de Japón y la iniciativa de este lunes de la FAA de suspender las operaciones de aviones 777 propulsados por motores Pratt & Whitney 4000-112”.

La FAA ha señalado que “debería aumentarse el intervalo de inspección para las aspas huecas del ventilador que son exclusivas de este modelo de motor, que se utiliza únicamente en aviones Boeing 777”. Pratt & Whitney, propiedad de Raytheon Technologies Corp, ha declinado hacer comentarios al respecto.

La decisión se ha tomado después del incidente registrado el pasado sábado por uno de estos aviones de la compañía United Airlines que despego en Denver, en Colorado, con destino a Honolulú, en Hawái.

“Estamos eliminando voluntaria y temporalmente 24 aviones Boeing 777 propulsados por motores de la serie 4000 de Pratt & Whitney de nuestro programa”, ha señalado por su parte la compañía American Airlines en su cuenta de Twitter.

El avión, un Boeing 777-200 volvió al aeropuerto internacional de Denver y aterrizó de “forma segura, después de experimentar un fallo en su motor derecho poco después de despegar”, agrega en un comunicado la AFA, y que ocasionó la caída de escombros sobre un barrio de la capital de Colorado.

La empresa asegura que continuará “trabajando en estrecha colaboración con los reguladores para determinar cualquier paso adicional y esperamos que solo suponga inconvenientes para una pequeña cantidad de clientes”.

“La seguridad sigue siendo nuestra máxima prioridad, razón por la cual nuestros equipos participan en una amplia formación para preparar y gestionar incidentes como el (del vuelo de Denver) UA328”, concluye la aerolínea.

EEUU, Japón y Corea del Sur

Según medios locales estadounidenses, basados en los datos de registro de aeronaves más recientes, las únicas aerolíneas que operan con los motores afectados están en Estados Unidos, Japón y Corea del Sur.

Los reguladores estadounidenses han anunciado inspecciones adicionales mientras Japón ha decidido suspender los vuelos y ha ordenado a Japan Airlines Co Ltd (JAL) y ANA Holdings Inc que suspendieran el uso de 777 con motores P & W4000 temporalmente, informa Reuters. United Airlines dijo ayer por su parte que eliminaría voluntaria y temporalmente sus 24 aviones activos de este tipo de su horario.

Las imágenes publicadas por la policía en Broomfield, Colorado, mostraban importantes restos de aviones en el suelo, incluida la cubierta de un motor esparcida fuera de una casa y restos de fuselaje por el campo.

El Ministerio de Transporte añade que el 4 de diciembre de 2020, un vuelo de JAL desde el aeropuerto de Naha al aeropuerto internacional de Tokio regresó al aeropuerto debido a un mal funcionamiento en el motor izquierdo a unos 100 kilómetros al norte del aeropuerto de Naha. Ese avión tiene la misma edad que el avión de United Airlines de 26 años involucrado en el incidente del sábado.

This content was originally published here.