AMLOMETRO Política y gobierno

Música, risas y algarabía; familias abarrotan el tren Interurbano “El Insurgente”  – El Sol de Toluca | Noticias Locales, Policiacas, sobre México, Edomex y el Mundo

A los mexiquense ni los chubascos de lluvia, ni esperar dos o tres horas, ni echarse a las filas enormes que dieron la vuelta por Las Torres les impidió llegar y estar allí para subirse al tren y sacar una selfie para el perfil este fin de semana.

El aproximado de las autoridades federales para un día normal del tren era de 9 mil pasajeros, sin embargo, este fin de semana la expectativa se superó hasta en un 300 por ciento.

Como muestra de lo anterior, este fin de semana una de las más abarrotadas fue la estación de Lerma con hileras de más de 500 personas a la espera.

Ni en los mejores tiempos de los acarreos de un mitin político se veía algo similar. Solo quizás Pino Suárez que siempre ha sido el caldo de bullicio de camiones que van al norte y los laberintos de puestos de la terminal.

Pese a los festejos patrios, durante el sábado y domingo las cuatro estaciones se vieron abarrotadas y las taquillas colapsadas por la gran cantidad de familias que acudieron a dar el primer viaje en el Tren Insurgente.

De todos lados surgen los rostros de algarabía, la sonrisa sin contener, igual que su entusiasmo por subir al tren y hacer su primer recorrido hasta la estación Lerma y de regreso, en espera de poder viajar hasta la Ciudad de México el año próximo.

Ya desde el viernes, día de la gran inauguración, cientos de personas, niños y adultos con pelucas tricolor, con cornetas y banderas en mano, gritaban en coro para dar gracias al presidente Andrés Manuel López Obrador por esta obra, como cuando le dan gracias por los milagros a la virgen del Carmen.

“¡Gracias AMLO, tú si cumples!”, gritaron por aquí, por allá en la escaleras eléctricas y en las filas que dan vuelta a todas la la vialidad Las Torres.

Desde ese día, salieron de los barrios tradicionales Apinahuizco, La Teresa, El Coporo. También del norte: San Pablo, San Cristóbal Huichochitlán, de San Pedro Totoltepec y Otzacatipan.

Este primer fin de semana de servicio, las largas filas nuevamente se apoderaron de las calles para vivir la experiencia directamente.

Llegaron de Las Margaritas de Metepec, de los fraccionamientos y el centro de Meter y Toluca. De los pueblos de Lerma y Zinacantepec, donde hubo servicio exclusivo de transporte público para llegar a las estaciones.

Las cuatro estaciones del tren, al menos este fin de semana, han sido el corazón del Valle de Toluca. Se olvidaron de los domingos peatonales del centro de la capital mexiquense, de ir a “metepequear” al pueblo mágico o ir al mercado por una pancita en Lerma y San Mateo Atenco.

La catarsis se aguantó casi cinco horas. Porque unos llegaron desde temprano, sin desayunar con tortas y naranjas para engañar al hambre. Y fue histórico cuando las puertas de las estaciones se abrieron y de nuevo la algarabía del mexicano superó toda organización, logística y plan que tenían las autoridades.

Volvieron a escucharse los vitoreos: “¡Si se pudo, si se pudo!…Mé-xi-co… Mé-xi-co!

“El Insurgente”, tendrá un recorrido de 20 minutos que será gratis todo el mes de septiembre y a partir de octubre tendrá un costo de 15 pesos.

A los mexiquense ni los chubascos de lluvia, ni esperar dos o tres horas, ni echarse a las filas enormes que dieron la vuelta por Las Torres les impidió llegar y estar allí para subirse al tren y sacar una selfie para el perfil este fin de semana.

El aproximado de las autoridades federales para un día normal del tren era de 9 mil pasajeros, sin embargo, este fin de semana la expectativa se superó hasta en un 300 por ciento.

Como muestra de lo anterior, este fin de semana una de las más abarrotadas fue la estación de Lerma con hileras de más de 500 personas a la espera.

Ni en los mejores tiempos de los acarreos de un mitin político se veía algo similar. Solo quizás Pino Suárez que siempre ha sido el caldo de bullicio de camiones que van al norte y los laberintos de puestos de la terminal.

Pese a los festejos patrios, durante el sábado y domingo las cuatro estaciones se vieron abarrotadas y las taquillas colapsadas por la gran cantidad de familias que acudieron a dar el primer viaje en el Tren Insurgente.

De todos lados surgen los rostros de algarabía, la sonrisa sin contener, igual que su entusiasmo por subir al tren y hacer su primer recorrido hasta la estación Lerma y de regreso, en espera de poder viajar hasta la Ciudad de México el año próximo.

Ya desde el viernes, día de la gran inauguración, cientos de personas, niños y adultos con pelucas tricolor, con cornetas y banderas en mano, gritaban en coro para dar gracias al presidente Andrés Manuel López Obrador por esta obra, como cuando le dan gracias por los milagros a la virgen del Carmen.

“¡Gracias AMLO, tú si cumples!”, gritaron por aquí, por allá en la escaleras eléctricas y en las filas que dan vuelta a todas la la vialidad Las Torres.

Desde ese día, salieron de los barrios tradicionales Apinahuizco, La Teresa, El Coporo. También del norte: San Pablo, San Cristóbal Huichochitlán, de San Pedro Totoltepec y Otzacatipan.

Este primer fin de semana de servicio, las largas filas nuevamente se apoderaron de las calles para vivir la experiencia directamente.

Llegaron de Las Margaritas de Metepec, de los fraccionamientos y el centro de Meter y Toluca. De los pueblos de Lerma y Zinacantepec, donde hubo servicio exclusivo de transporte público para llegar a las estaciones.

Las cuatro estaciones del tren, al menos este fin de semana, han sido el corazón del Valle de Toluca. Se olvidaron de los domingos peatonales del centro de la capital mexiquense, de ir a “metepequear” al pueblo mágico o ir al mercado por una pancita en Lerma y San Mateo Atenco.

La catarsis se aguantó casi cinco horas. Porque unos llegaron desde temprano, sin desayunar con tortas y naranjas para engañar al hambre. Y fue histórico cuando las puertas de las estaciones se abrieron y de nuevo la algarabía del mexicano superó toda organización, logística y plan que tenían las autoridades.

Volvieron a escucharse los vitoreos: “¡Si se pudo, si se pudo!…Mé-xi-co… Mé-xi-co!

“El Insurgente”, tendrá un recorrido de 20 minutos que será gratis todo el mes de septiembre y a partir de octubre tendrá un costo de 15 pesos.

This content was originally published here.

VOTA PARA EVITAR LA DICTADURA

SALVA Al EDOMEX, UNIDOS SOMOS MAYORÍA

TENEMOS SOLO UNA OPORTUNIDAD

 

EL 4 DE JUNIO DEL 2023 VOTA PARA MANTENER

TU LIBERTAD, LA DEMOCRACIA Y EL RESPETO A LA CONSTITUCIÓN.

SI NO VOTAS PROBABLEMENTE TU VOTO NO VOLVERÁ A CONTAR 

UBICA TU CASILLA AQUÍ

 

 

EL 2 DE JUNIO DEL 2024 VOTA PARA MANTENER

TU LIBERTAD, LA DEMOCRACIA Y EL RESPETO A LA CONSTITUCIÓN.

VOTA POR XÓCHITL